El M4 a prueba

Sentado bajo, en una buena posición de conducción y aún con los modos de conducción más aptos para el día a día. He recorrido poco más de 40 kilómetros desde que me monté en el BMW M4 Coupé y sigo haciendo kilómetros para saber más de este vehículo.

Su paragolpes lo delata al tiempo que las aletas ensanchadas y su capó abultado enfatizan ese carácter deportivo a la vez que agresivo. Un vistazo lateral nos revela las branquia que cobra mucho más sentido aquí que en los Serie 4 normales, quedando aderezada con un aplique en el que podemos leer un pequeño “M4” y que ayuda, vista desde atrás y apoyada por dos marcados nervios, a darle profundidad a esa aleta ensanchada.

Nos fjamos en las ruedas y vemos unas llantas con el sello de la M con unas dimensiones de 19 pulgadas en ambos ejes y un diseño de 5 radios dobles con un ligero acabado bitono. Están acompañadas por unos neumáticos Michelin Pilot Super Sport en medidas 255/35 en el eje delantero y 275/35 en el eje posterior y en los que si nos fijamos con detenimiento podremos ver una estrella junto a la denominación del neumático indicándonos el desarrollo específico que ha recibido esta rueda para este modelo.

BMW M4 Coupé a prueba: exprimiendo un chasis espectacular a golpe de toneladas de parBMW M4 Coupé a prueba: exprimiendo un chasis espectacular a golpe de toneladas de par

Además estamos de suerte, tras las llantas de esta unidad aparece una dorada pinza de freno con la insignia de BMW Motorsport que delatan a unos discos carbocerámicos opcionales.

Las 4 salidas centrales delatan un pura sangre y por si no era suficiente la visión de los anchos neumáticos traseros deja todo claro. Completa esta visión posterior una ligera protuberancia aerodinámica sobre el portón del maletero que nos revela su deportividad.

La unidad probada cuenta con el techo solar practicable.

BMW M4 Coupé a prueba: exprimiendo un chasis espectacular a golpe de toneladas de par
BMW M4 Coupé a prueba: exprimiendo un chasis espectacular a golpe de toneladas de parBMW M4 Coupé a prueba: exprimiendo un chasis espectacular a golpe de toneladas de par

Al diseño clásico del salpicadero de BMW se le unen unos asientos deportivos cómodos, de buen agarre, ajuste eléctrico y calefactados que además cuentan con un bonito detalle de diseño: la M de su respaldo se ilumina. Más allá de estos asientos y de las ya conocidas formas de su salpicadero o el sistema multimedia (control iDrive incluido), nos encontramos con un volante M de buen tacto y grosor, unos reposapies en aluminio, un pomo del cambio M, nuevos guarnecidos para los umbrales de las puertas… pero sobre todo marcan la diferencia las molduras en fibra de carbono que recubren el frontal del salpicadero y el puente central.

BMW M4 Coupé a prueba: exprimiendo un chasis espectacular a golpe de toneladas de par
BMW M4 Coupé a prueba: exprimiendo un chasis expectacular a golpe de toneladas de parBMW M4 Coupé a prueba: exprimiendo un chasis expectacular a golpe de toneladas de par

Muy buenos ajustes, excelentes calidades y para colmo una muy grata habitabilidad. Sí, se prescinde de la plaza central trasera, pero las otras dos plazas cuentan con un excelente espacio, como las delanteras. Disponemos además de un buen número de huecos portaobjetos, lo último en infoentretenimiento con conexión a internet (que si el tiempo, que si noticias…) y para colmo de males un maletero con capacidad suficiente más que de sobra para el equipaje de los 4 ocupantes (445 litros).

La atmósfera que se respira no podía ser mejor. La palabra premium se ha denostado por unos y por otros, pero cobra todo el sentido del mundo el mencionarla cuando percibes los ajustes al cerrar la puerta o cada unión entre superficies.

BMW habla de que durante el desarrollo del M3 y M4 la reducción de peso jugó un papel fundamental, quedándonos finalmente con un BMW M4 Coupé con un peso de partida de 1.497 kg. La dieta se ha notado, el M3 E92 arrojaba sobre la báscula 1.580 kg.

Esta perdida de peso llega, además por supuesto la propia arquitectura, algo que nuestra unidad ha perdido a favor de un techo solar practicable. El CFRP, polímeros reforzados con fibra de carbono, sí esta presente en el portón del maletero.

BMW M4 Coupé a prueba: exprimiendo un chasis espectacular a golpe de toneladas de par

La mecánica del BMW M4 coupé, como en el caso del BMW M3, es un bloque de 6 cilindros en línea, como ya nos encontramos en la segunda y tercera generación del M3. Desarrolla un cubicaje de 3 litros (como el M3 E36) y esta sobrealimentado por dos turbos, entregando una potencia de 431 caballos al tren posterior, potencia que queda disponible entre las 5.390 y las 7.000 rpm, alcanzando un par de 550 Nm disponible desde las 1.800 a las 5.390 rpm.

Nuestra unidad cuenta con el cambio automático de doble embrague M DKG Drivelogic de 7 marchas, aunque el M3 y M4 también están disponibles con cambio manual.

En cifras el BMW M4 cuenta con una longitud de 4.671 mm, una anchura de 1.870 mm y una altura de 1.383 mm siendo su distancia al suelo de 121 mm y su distancia entre ejes de 2.812 mm. Prestacionalmente marca un 0 a 100 km/h de 4.1 segundos con una velocidad máxima limitada de 250 km/h. Su consumo medio homologado es de 8.3 l/100 km.

Modos Sport+ activados, empieza el baile y lo primero que nos encontramos, recta por delante, es una brutal aceleración que nos deja con alguna que otra pérdida de tracción incluso cuando ya estamos lanzados y hemos empezado a engranar marchas. Desde luego la avalancha de par disponible es apabullante y tras los primeros giros me demuestra que hay que ser muy fino con esos 550 Nm para conseguir sacarle todo el provecho.

Tengo la sensación de que puedo ir rápido cómodamente, aunque según empiezas a desconectar controles comienza a transmitir un respeto aún mayor, cierto toque de carácter, de “ojo cuidado”, que no encontramos por ejemplo rodando a fondo con un Audi RS4 Avant y si percibimos en alternativas como un Jaguar F-Type o un Porsche 911, salvando obviamente las distancias.

Me encanta su puesta a punto. Una delicia, suspensiones muy firmes, muy deportivas, de una rigidez encomiable.  Controles totalmente desconectados y giro a giro notas como hay que ir de fino para no llevarte el correspondiente latigazo. Las pérdidas de tracción se hacen mucho más notables y aumentar de golpe el ritmo conlleva un patinaje de las ruedas posteriores bastante notable. Con el M Dynamic Mode activado tenemos más que suficiente para divertirnos de lo lindo en la calle, es bastante permisivo y podemos descolocar rápidamente una zaga que no permite demasiados errores, de hecho ya estamos poniendo bastante carne en el asador así. Con el Sport+ activado, dejando quietos los controles, la mayoría nos podemos dar más que satisfechos y culminar todas nuestras intenciones deportivas sin desactivar nada.

Nada que objetar de los frenos carbocerámicos. Actúan rápido, con contundencia y muy bien. Nada que reprocharle tampoco a una dirección que ofrece un excelente peso, tacto y precisión y que con ayuda del chasis te permite enterarte de todo lo que esta ocurriendo en cada trazada.

Antes he definido su aceleración como brutal y es que el 6 cilindros nos ofrece una respuesta muy, y perdón por la expresión tan coloquial, bestia. El motor parece dispuesto a sobrepasar nuestras capacidades cada vez que le buscamos las cosquillas hundiendo un poco más de lo debido el acelerador. Sube rápido, muy rápido y enseguida has acabado con una recta que milésimas antes parecía más larga. No es atmosférico, pero aquí tenemos a cambio toneladas de empuje a nuestra disposición, capaces de hundirnos en el asiento desde los primeros escalones del cuentarevoluciones. Sí, habremos perdido lo de jugar en lo más alto, pero a cambio tenemos todo un derroche de prestaciones mucho más accesible.

Presionamos las teclas de la dirección, suspensión y respuesta del motor para pasar de los modos Sport Plus a las configuraciones más confortables para la dirección y suspensión y a la respuesta más eficiente para la mecánica. Del deportivo al GT en unos segundos. Ahora la entrega es mucho más suave y menos ruidosa, mientras que la dirección también se hace más dócil. La suspensión se suaviza, pero sigue notándose bastante firme, absorbe sí y el amortiguador hace bien su trabajo, pero se nota su configuración deportiva con algún que otro rebote.

BMW M4 Coupé a prueba: exprimiendo un chasis espectacular a golpe de toneladas de par

Aún así y siendo dóciles con el acelerador podemos circular bien en entornos urbanos en el modo Sport plus, aunque no tiene demasiado sentido más allá de la mejora del sonido del escape, pareciendo si tuviésemos en las manos un verdadero coches de carreras por su sonido atrayente que capta cada vez más nuestra atención. Es una delicia el poder contar con dos coches en uno y más cuando podemos acceder a ambas configuraciones desde dos botones situados en el volante, totalmente personalizables con los modos que queramos. En resumen un vehículo de ensueño para todo aquel que quiera hacerse con uno de éstos; pues en sus manos tendrá lo mejor de BMW, ahora eso si…, según se le pida al acelerador, hay que preparar el bolsillo, pues como todo deportivo, en altas revoluciones sacando el mayor caballaje, disfrutamos sí, en la carretera o circuito cerrado para dar más rienda suelta a nuestro pie en acelerador, pero llegados al momento de repostar, el bolsillo lo notará.

 

Comparte:

Más noticias

6 títulos para Kart Republic en el Campeonato de Karting de la Región de Murcia

6 títulos para Kart Republic en el Campeonato de Karting de la Región de Murcia

Kart Republic consigue el título en todas las categorías del Campeonato de Karting de la Región de Murcia (CKRM).  Carlos Garrido en Premini, Tony Cachafeiro en Mini, David Santamaría en Junior, Mario Pinazo en Senior, Jose Antonio Peñalta en DD2 y Jérémy Carbila en KZ. La temporada no podía terminar mejor para el equipo madrileño. Carlos Garrido conseguía el título en categoría Premini. Los pequeños Omar Román y Javier García conseguían una tercera y sexta posición y una sexta y tercera posición respectivamente. En Mini era Tony Cachafeiro quién alzaba el título de campeón. Pau Gallego y Javier Broasca hacían un fin de semana muy bueno terminando Gallego en segunda y primera posición y Broasca una doble

El Repsol Toyota Rally Team de Isidre Esteve, más ambicioso y sostenible que nunca en el Dakar

El Repsol Toyota Rally Team de Isidre Esteve, más ambicioso y sostenible que nunca en el Dakar

El piloto cumplirá su mayoría de edad en la competición a los mandos de un Toyota Hilux T1+, el coche más competitivo que haya llevado nunca tanto él como cualquier otro piloto con una paraplejia. En su debut con el nuevo vehículo, Esteve firmó su mejor clasificación en una prueba del Mundial de Rally-Raid al acabar séptimo en el Rally de Marruecos. Isidre Esteve cumplirá en 2023 la mayoría de edad en el Dakar. El piloto de Oliana iniciará su decimoctava participación en la prueba, la octava en la categoría de coches, al volante de un Toyota Hilux T1+, que compartirá con su inseparable copiloto, Txema Villalobos. El dúo del

Nuevo Lexus RX 500h

Nuevo Lexus RX 500h

Una nueva dirección de Lexus en la tecnología híbrida Introducida en el nuevo RX 500h F SPORT, como novedad dentro de la quinta generación de la gama RX Un nuevo motor híbrido de 2.4 litros con turbocompresor acoplado a una transmisión automática de 6 velocidades Un gran paso adelante en términos de calidad dinámica, con control del par motor a las cuatro ruedas gracias al sistema DIRECT4, dirección posterior dinámica y sistema de frenos mejorado Las ventajas de la electrificación no se reducen a producir automóviles más limpios y con un consumo de combustible más eficiente, son también oportunidades reales de ofrecer una experiencia más intensa al volante, como lo demuestra

Ángel Santos y Agustín Sanabria a por el subcampeonato de Gran Turismo

Ángel Santos y Agustín Sanabria a por el subcampeonato de Gran Turismo

Último meeting del campeonato de España de Gran Turismo este próximo fin de semana en el circuito de Cataluña en Barcelona. Donde la pareja de pilotos extremeña; Ángel Santos y su compañero Agustín Sanabria buscan un buen resultado para conseguir el subcampeonato nacional. El campeonato de España de Gran Turismo GT-CER tendrá su desenlace en el circuito de Cataluña en Barcelona este próximo fin de semana. Ángel Santos y Agustín Sanabria, pilotos de la formación extremeña Escudería Faraón, habían completado una brillante primera vuelta del campeonato consiguiendo antes del parón estival no bajarse del podio, siendo de ellas tres victorias. Pero su Renault Megane Trophy V6 los privó de buenos

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies