El nuevo Mercedes-AMG GLE 53 4MATIC+

El líder de estilo entre los SUV, con más potencia y precisión que nunca

Mercedes-AMG inaugura su oferta de modelos de altas prestaciones de la nueva generación del GLE introduciendo el GLE 53 4MATIC+ (consumo de combustible en el ciclo mixto: 9,3 l/100 km; emisiones de CO2 en el ciclo mixto: 212 g/km)[1]. La fórmula que permite ofrecer el dinamismo de conducción típico de AMG está formada por el motor de seis cilindros en línea y 3,0 litros con 320 kW (435 CV), la tracción integral completamente variable, el ágil cambio automático de 9 marchas, los programas de conducción específicos de AMG y el tren de rodaje con suspensión neumática AMG ACTIVE RIDE CONTROL, basado en el sistema AMG RIDE CONTROL+ y con estabilización electromecánica del balanceo incluida. La calandra del radiador específica de AMG con 15 barras verticales acredita a primera vista la pertenencia del vehículo a la familia de modelos AMG. Numerosas opciones, como el sistema de escape Performance conmutable o las teclas AMG en el volante, hacen aún más sugestiva la experiencia de conducir este vehículo.

Mercedes-AMG GLE 53 4MATIC+

Mercedes-AMG GLE 53 4MATIC+

«Hemos inventado el concepto de SUV de altas prestaciones y aspiramos a seguir liderando este segmento con la nueva generación del GLE, tanto en el campo de la innovación como en el del dinamismo, la individualidad y el diseño. El primer paso en esta dirección es el nuevo Mercedes-AMG GLE 53 4MATIC+, con el que ofrecemos a nuestros clientes más potencia que en el modelo anterior y, además, nuestra tecnología de tracción integral completamente variable. Con la llamativa calandra, nuestro nuevo GLE 53 acredita su pertenencia como miembro de pleno derecho a la familia AMG», comenta Tobias Moers, Presidente del Comité de Dirección de Mercedes-AMG GmbH.

Poderío en toda la línea: motor de seis cilindros con sobrealimentación doble

El núcleo del SUV es el motor electrificado con 3,0 litros de cilindrada y sobrealimentación doble mediante un turbocompresor por gases de escape y un compresor adicional eléctrico. El motor de seis cilindros en línea desarrolla 320 kW (435 CV) y pone a disposición un par máximo de 520 Nm. Su alternador arrancador EQ Boost puede entregar brevemente hasta 16 kW de potencia y 250 Nm de par adicionales, y asume al mismo tiempo la alimentación eléctrica de la red de a bordo de 48 voltios.

El alternador arrancador EQ Boost combina las funciones del arrancador y el alternador en un potente motor eléctrico, incorporado a la cadena cinemática entre el motor y el cambio. Esta innovación y la sobrealimentación doble inteligente —formada por un compresor adicional eléctrico (eZV) y un turbocompresor accionado por los gases de escape— persiguen un mismo fin: no solo incrementar las prestaciones y el dinamismo de conducción típicos de AMG, sino también reducir el consumo y las emisiones. Con éxito. El GLE 53 4MATIC+ acelera en solo 5,3 segundos de 0 a 100 km/h y alcanza una velocidad máxima de 250 km/h, limitada electrónicamente.

Siempre bajo presión con el compresor adicional eléctrico

El compresor adicional eléctrico aumenta la presión de sobrealimentación sin retardo alguno antes de que entre en acción el turbocompresor grande accionado por los gases de escape. Gracias a esta intervención escalonada, el motor de 3,0 litros reacciona con gran espontaneidad y asegura una respuesta de gran dinamismo, sin caída de potencia en la sobrealimentación. Una ventaja adicional es la gran suavidad de marcha del motor de seis cilindros en línea.

Nueva y electrizante: la red de a bordo de 48 voltios

Pero el alternador arrancador EQ Boost puede mucho más. Por ejemplo, alimentar la red de a bordo de 48 voltios con la corriente eléctrica necesaria. La red convencional de 12 voltios recibe su energía asimismo de la nueva red a través de un convertidor CC/CC. Con la incorporación de la batería de 48 voltios aumenta la capacidad de los acumuladores eléctricos instalados en el vehículo, por lo que es posible poner a disposición más energía eléctrica. Una ventaja adicional de la tensión eléctrica más elevada es que la intensidad disminuye a la cuarta parte para un mismo nivel de potencia. Como consecuencia, los cables pueden ser más finos y más ligeros, lo que contribuye de forma indirecta al ahorro de combustible. Se conserva al mismo tiempo la red convencional de 12 voltios, que se utiliza para alimentar algunos consumidores como el alumbrado, el puesto de conducción, los indicadores de los sistemas de infoentretenimiento y las unidades de control.

Con funciones híbridas: alternador arrancador EQ Boost

El alternador arrancador EQ Boost es un componente central de la red de a bordo de 48 voltios. Junto a su función como generador eléctrico, asume también tareas de propulsión híbrida. De ese modo es posible reducir el consumo en una medida que, hasta ahora, estaba reservada a la tecnología híbrida de alto voltaje. El alternador arrancador EQ Boost se encarga también por primera vez de la regulación del régimen de ralentí.

Entre las funciones de propulsión híbrida se cuentan la asistencia al motor de combustión (boost) —con 16 kW de potencia y 250 Nm de par adicionales—, la recuperación de energía cinética, el desplazamiento del punto de operación del motor, el planeo y un arranque casi imperceptible del motor en relación con la función de parada y arranque.

Se suprime el accionamiento por correa de los grupos auxiliares en el lado frontal del motor. En consecuencia, el motor es claramente más corto en comparación con un propulsor convencional de seis cilindros en línea. De esa manera se dispone de espacio suficiente para montar los equipos de postratamiento de gases de escape junto al motor, con lo que aumenta su eficiencia. El único componente del sistema de depuración de los gases de escape que se instala en los bajos del vehículo es el filtro de partículas.

El sistema de escape AMG Performance conmutable opcional genera una vivencia acústica excepcional. Las mariposas de escape de ajuste variable brindan la posibilidad de modificar la sonoridad del vehículo con tan solo pulsar un botón. En función del programa de conducción, la característica sonora varía desde discreta y confortable hasta extremadamente sugestiva.

Transiciones rápidas: cambio AMG SPEEDSHIFT TCT de 9 marchas

El cambio automático de 9 marchas AMG SPEEDSHIFT TCT (TCT = Torque-Clutch Transmission) asegura transiciones extremadamente cortas y, por tanto, cambios de relación impresionantes. Este equipo está perfectamente armonizado con el motor y promete la agilidad típica de AMG al ponerse en marcha, así como cambios rápidos de relación, tanto automáticamente como de forma manual utilizando las levas de cambio en el volante. Los cambios a una marcha más larga o más corta se ejecutan siempre sin retardos apreciables. El cambio opera con gran espontaneidad, especialmente en el programa de conducción «Sport+» y en el modo manual. Gracias a las reducciones directas múltiples, el conductor disfruta de recuperaciones rápidas, mientras que la función de doble embrague subraya acústicamente el carácter dinámico del vehículo.

Para no perder nunca el contacto con el suelo: tracción integral AMG Performance 4MATIC+

El nuevo GLE 53 4MATIC+ equipa el sistema de tracción integral completamente variable AMG Performance 4MATIC+ para optimizar el dinamismo de conducción y el agarre al piso. El equipo inteligente de mando calcula permanentemente la distribución ideal del par entre el eje trasero, propulsado en todo momento, y el eje delantero acoplable, teniendo en cuenta la situación de conducción y las expectativas del conductor. De ese modo, la tracción integral mejora tanto la adherencia a la calzada como el dinamismo transversal y el dinamismo longitudinal. Resultado: una aceleración aún más potente desde cero y en sprints intermedios.

Tren de rodaje AMG ACTIVE RIDE CONTROL para un balance impecable

El tren de rodaje AMG ACTIVE RIDE CONTROL, desarrollado por los técnicos en Affalterbach sobre la base de la suspensión neumática AMG RIDE CONTROL+ , proporciona una vivencia de conducción caracterizada por una gran agilidad, un comportamiento neutro en curvas y una tracción ideal en todo momento. Un atributo nuevo contribuye de forma decisiva a la armonización especifica de AMG, caracterizada por su elevado dinamismo. La regulación activa del balanceo con dos actuadores electromecánicos de funcionamiento independiente en el eje delantero y en el eje trasero, así como una distribución de par completamente variable.

El sistema no solo reduce los movimientos de balanceo al tomar curvas, sino que permite además un reglaje más preciso de la respuesta del tren de rodaje al giro del volante y a los cambios de carga. También aumenta el confort de conducción en rectas prolongadas, pues puede compensar las fuerzas resultantes de irregularidades en uno de los lados de la calzada. De ese modo es posible adaptar activamente los movimientos de la carrocería a las condiciones de conducción. Gracias a ello, el conductor puede experimentar con mayor intensidad el comportamiento de marcha típico de AMG en cuanto al dinamismo de conducción, la precisión y la confirmación de la situación dinámica del vehículo.

Otra ventaja en comparación con los sistemas convencionales basados en elementos hidráulicos es la respuesta claramente más rápida. El equipo de regulación de AMG puede adaptar el estado del vehículo hasta 1.000 veces por segundo. Esto significa que cada ciclo de medición dura solamente una milésima de segundo. A estas ventajas se suma el menor peso de los componentes en comparación con las soluciones convencionales.

No pierde el resuello: suspensión neumática con amortiguación regulable progresiva

La suspensión neumática AMG RIDE CONTROL+ con un reglaje especialmente deportivo de los muelles y los amortiguadores y la regulación adaptativa de la amortiguación ADS+ (sistema de amortiguación adaptativa) combina asimismo un dinamismo sobresaliente con un elevado confort de rodadura. El conductor puede preseleccionar la curva característica de la amortiguación en tres niveles —«Comfort», «Sport» y «Sport+»—, lo que permite acentuar las diferencias perceptibles entre un confort elevado en trayectos largos y una respuesta dinámica deportiva. Para la conducción todoterreno se han añadido dos niveles adicionales, denominados «Trail» y «Arena».

Gracias al sistema neumático de regulación de nivel en todas las ruedas, el GLE 53 4MATIC+ mantiene un nivel constante de la carrocería, con independencia de la carga. En los programas de conducción AMG DYNAMIC SELECT «Sport» y «Sport+» se reduce la altura de la carrocería en 15 mm. En el programa de conducción «Comfort», la altura disminuye asimismo en 15 mm a partir de una velocidad de 120 km/h. De ese modo se reduce la resistencia aerodinámica y, por tanto, el consumo de combustible. Al mismo tiempo, mejora la estabilidad de marcha debido a la menor altura del centro de gravedad. A fin de aumentar la altura libre sobre el suelo en carreteras en mal estado o en rampas es posible pulsar una tecla con el motor en marcha para elevar el nivel del vehículo en hasta 55 mm, tanto a vehículo parado como durante la marcha.

Todo bajo control con la dirección deportiva y el sistema de frenos de alto rendimiento

La dirección paramétrica deportiva con servodirección electromecánica trabaja con desmultiplicación variable. Este equipo convence con una desmultiplicación específica de AMG del mecanismo de cremallera y una confirmación precisa del contacto con la calzada. La servodirección presenta además dos niveles, «Comfort» y «Sport», con ajustes diferentes. La configuración se activa automáticamente en función del programa de conducción AMG DYNAMIC SELECT seleccionado. El programa «Individual» permite elegir los ajustes de forma personalizada.

El sistema de frenos de alto rendimiento con discos de generoso formato retiene con fiabilidad el SUV de altas prestaciones, incluso con carga elevada, y asegura distancias de frenado cortas. En el eje delantero se utilizan discos de freno integrales, autoventilados y perforados, de formato 400 x 36 mm, en combinación con pinzas fijas de 2 émbolos de color plata con distintivo AMG negro. Detrás se montan discos de freno integrales y autoventilados de formato 345 x 25 mm con pinzas de garra de 1 émbolo.

[1] Los valores indicados han sido determinados según el procedimiento de medición prescrito. Se trata de los «valores CO2 del ciclo normalizado europeo» en conformidad con el art. 2, n.º 1 del Reglamento de aplicación (UE) 2017/1153. El consumo de combustible se ha calculado a partir de dichos valores.

 

Author: Redaccion

Share This Post On

Submit a Comment

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies